a
HomeVivir mejorDesayunos de campeones

Desayunos de campeones

Aunque muchos le quiten importancia, hacer bien la primera comida es fundamental para empezar el día con toda la energía.

Arrancar la mañana con todas las pilas es la clave para que tu hijo tenga un buen rendimiento. Además, un chico que no desayuna comienza con un déficit de alimentos y con un apetito que perjudica el resto de su alimentación durante las demás comidas. Por eso, aunque estemos apurados y a veces cueste: ¡no hay salir de casa sin un desayuno completo!

Ahora bien ¿de qué se trata? Para que esta comida sea equilibrada y completa para los niños, tiene que estar compuesta por:

Lácteos: leche, yogur y/o queso

Hidratos de carbono: cereales, galletitas, pan

Vegetales: frutas o jugos

Veamos algunas opciones para que pongas en práctica mañana a la mañana:

El clásico que no falla:

  1. Vaso de leche
  2. Tostada con queso crema y mermelada (una buena opción es reemplazar la mermelada por trozos de fruta fresca cortada)

Para los que les cuesta comer a la mañana o no tienen mucho tiempo:

  1. Yogurt con cereales y banana cortada

Para los que tienen tiempo y disfrutan de esta comida:

  1. Vaso de leche con miel (si son mayores de 3 años. Si no, no es un producto recomendable)
  2. Huevos revueltos sobre tostada
  3. Media naranja cortada en cubitos

La clave para que los chicos coman bien, rico y sano está en la variedad y en la creatividad. No es válido decir “a mi hijo no le gusta desayunar”, “mi hijo no desayuna”, sin antes haber probado infinitas opciones para lograr de esta comida una exquisita y saludable.

 

TIP: Si tu hijo tarda mucho en desayunar. Comprate un reloj de arena y anticipale la cantidad de veces que vas a darlo vuelta. Antes de ese tiempo él/ella debe haber terinado su plato.

 

Comentarios